Glándula Pineal y el tercer ojo

¿Crees en el tercer ojo del ser humano? Hoy vamos a hablar de una parte de nuestro cerebro normalmente señalado como el “hogar” de nuestro tercer ojo. Estamos hablando de nuestra glándula pineal. ¿Por qué es esta glándula pineal es tan especial ? ¿Por qué se ve como algo único? Bueno, esto se debe a que la glándula pineal es bastante particular y si pudiéramos abrir nuestro cerebro y echar un vistazo, este “tercer ojo” atraería toda nuestra atención.

A nuestro cuerpo le gusta la simetría. Tenemos dos ojos (o debemos decimos tres? Jeje ), dos orejas , dos brazos (tres si eres un hombre con suerte), una nariz pero dos orificios de la nariz,… y al igual que nuestro cuerpo, a nuestro cerebro le gusta la simetría. Éste es como una nuez: dos hemisferios, dos lóbulos temporales, dos lóbulos parietales, dos amígdalas , dos hipocampos,… Pero sólo tenemos una glándula pineal. Y está perfectamente centrada dentro de nuestro cerebro como se puede ver en la imagen.

glandula pineal
Si trazamos una línea desde este tercer ojo hasta nuestra frente terminaría en su centro, perfectamente centrado. Y si dibujamos un punto en este punto de nuestra frente en particular, se puede imaginar el resultado: Sí , es como el punto rojo que llevan los hindúes en la frente, el llamado “bindi”. ¿Coincidencia?

Este punto del tercer ojo es donde la tradición hindú coloca el sexto chakra primario, el ajna. Ajna, el tercer ojo, es la puerta donde la energía que nos rodea entra en el cuerpo. Es el ojo de la intuición y un canal para comunicarse con otras personas (como un teléfono móvil místico). Se asocia con sueños vívidos y poderes ocultos. Pero la gente hindú no es el único pueblo que conectan la glándula pineal con algo especial, filósofos cristianos como el famoso René Descartes, uno de los abuelos de la Psicología, tenían centrada su atención en este tercer ojo. En realidad, Descartes dijo que la glándula pineal es el punto en que nuestra mente y nuestro cuerpo se conectan, a día de hoy lo traduciríamos como un “puerto USB orgánico”.

Pero, ¿por qué pensamos acerca glándula pineal como algo especial ? ¿Por qué es un ” tercer ojo “?

La ciencia ha descubierto que la glándula pineal tiene funciones “predictivas” por la tradición hindú. La glándula pineal, como se puede intuir, es una glándula y esta glándula se encarga de segregar sustancias que nuestro cuerpo necesita para autorregularse y ajustar sus procesos a los ciclos planetarios y los ciclos día-noche. Es por ello que su cuerpo se comporta de manera diferente según la hora o la temporada.

¿Cómo sabe la glándula pineal en qué hora estamos o en qué temporada?

mujer hindu

Una mujer hindú con bindi

La glándula pineal necesita de la luz para funcionar. Existen conexiones entre nuestro sistema visual y nuestra glándula pineal que “informan” a la glándula en qué momento estamos y cuando la luz del día se ha ido y es oscuro, nuestro tercer ojo segrega melatonina, una sustancia que, en breve, nos hace caer dormido, sentirnos cansados ​​y que amemos nuestra cama.

 

Algunos científicos dicen que otras sustancias segregadas por nuestra glándula pineal nos hacen soñar. Aquí el controvertido Dr. Rick Strassman que llevó a cabo una investigación sobre el DMT (sí, el producto químico psicoactivo de la ayahuasca!), dice que la glándula pineal produce DMT natural en nuestros cerebros y vincula esta producción “interior de ayahuasca” con sueños vívidos durante las famosas fases REM . Tal y como la tradición hindú dice y la propia naturaleza nos permite pensar, encontramos la glándula pineal como un elemento místico de nuestros cuerpos. ¿Por qué? Sigue leyendo…

ojo parital serpiente

El ojo parietal de las serpientes

 Nosotros, los mamíferos, hemos evolucionado y conseguido realizar las conexiones entre nuestro sistema visual y nuestra glándula pineal, pero otras especies no llegan a tener esta conexión. Estas especies, como insectos y anfibios, “encontraron” otra manera de alimentar a su glándula pineal de la luz con el fin de hacer que funcione. En estas especies la glándula pineal “creció” como una chimenea para alcanzar el punto superior de la cabeza y formar el llamado ojo parietal. Este ojo parietal es un pequeño grano de fotosensible apuntando permanentemente al cielo.

Tal vez nuestros antepasados se dieron cuenta de este ojo parietal en serpientes, ranas y otras especies y comenzaron a construir los mitos (o verdades) alrededor de la glándula pineal…

Share this post



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información Aquí

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close